Receta de crema de Pomelo con Fresa

Crema de Pomelo con Fresa

La receta de crema de pomelo con fresa es una receta muy fácil de preparar y con ella se puede elaborar un postre que sorprenderá a toda la familia. Además de ser fácil, esta receta de postre es muy rica en nutrientes y muy baja en calorías puesto que no lleva azúcar ni grasas lo cual la hace ser una receta estupenda para aquellas personas que están a régimen y les apetece probar algún postre un poco goloso.

Receta de crema de Pomelo con Fresa

Tiempo Total: 20 Minutos

Ingredientes

  • Pomelos: 2 medianos (si son injertados con naranja mejor porque no serán tan amargos)
  • Gelatina en polvo de fresa: 50 gramos
  • Agua caliente: 4 cucharadas
  • Claras de huevo: 2
  • Ramitas de hierbabuena o menta para decorar: al gusto

Preparación

  • En primer ligas se lavan los pomelos
  • Se corta la parte superior y se reserva porque luego servirá como capucha para decorar
  • Con cuidado, se exprime el jugo de los pomelos procurando de no romper la cáscara ya que luego nos servirá como recipiente para la crema
  • El jugo de pomelo se reserva y con la ayuda de un vaciador, se quitan los restos de pulpa que acostumbran a quedar dentro de la cáscara del pomelo
  • A parte, se calientan las 4 cucharadas de agua y en ella, se disuelven los 50 gramos de gelatina
  • Antes de que la gelatina se enfríe, se le agrega el jugo de pomelo hasta que llegue a la cantidad de 2 Dl. En caso de que faltase jugo, se le puede echar un poco de agua
  • Se mezcla bien con unas varillas de cocina para que la gelatina y el jugo queden bien unidos hasta formar una mezcla homogénea
  • Se prueba un poquito y en caso de ser poco dulce se le puede echar un poco de azúcar aunque normalmente no es necesario
  • Se pone la mezcla en el frigorífico para que se enfríe y se solidifique
  • Al cabo de un rato, cuando empieza a estar gelatinoso se saca del frigorífico y se pasa por la batidora hasta que quede espumoso
  • Por otro lado, se baten las claras de huevo a punto de nieve
  • Cuando las claras ya están bien montadas y han adquirido suficiente cuerpo se van agregando, poco a poco, a la mezcla de gelatina a la vez que se sigue batiendo. Debe alcanzar una textura parecida al merengue
  • Una vez que tenemos la crema lista se rellenan los pomelos vacíos con ella y se tapa con el capuchón que hemos reservado al principio
  • Se ponen en el frigorífico durante al menos 4 ó 6 horas
  • Antes de servir, se sacan de frigorífico y se decoran con unas ramitas de hierbabuena o de menta? y también se pueden acompañar con un poco de sirope de fresa

Comparte este artículo!